horizonte

jun 042007 Tagged with , , , , , , , ,

El Sol haciendo sombra a la Luna

Lo primero que podríamos pensar al ver esta imagen es que algo raro podría ser ese punto del horizonte de donde parece sale una sombra negra. Si lo vemos con detenimiento, podríamos seguir deduciendo que es al revés, que una especie de foco gigante está iluminando la parte superior de la humareda y que la sombra la proyecta… ¿hacia el Sol?

Pero nada más lejos de ello, es precisamente el Sol quien actúa de ese foco gigante, y lo que vemos al final del horizonte, que recibe la sombra, es la Luna.

Esta espectacular imagen fue realizada por Pat McCracken durante el lanzamiento del transbordador Atlantes en 2001.

Con dicha explicación podemos deducir que el Sol, la Tierra, la Luna y el humo del cohete estaban perfectamente alineados para esta fotogénica coincidencia.

Y es que existen muchos factores que se han dado en esta fotografía. Lo primero que la humareda del cohete es lo suficientemente densa y está lo suficientemente alta como para hacer sombra. Lo segundo que el momento es el adecuado, justo al anochecer de un día de Luna llena, donde el Sol está ya oculto para un observador en Tierra, pero todavía ilumina cuando la elevación del terreno es suficiente, y que la Luna, al estar en fase llena, está justo en ese momento en el lado opuesto al Sol en el horizonte, y por tanto, recibe exactamente la sombra de un objeto que se interpone entre los dos astros.

Un momento preciso en donde para un observador en tierra el Sol acaba de irse, y la Luna acaba de salir.

, , , , , , , ,
feb 262007 Tagged with , , , , , , ,

¿Por qué el cielo es azul? ¿O por qué a veces es rojo?

Las respuestas a ambas preguntas: ¿Por qué el cielo es celeste? y ¿Por qué a veces el cielo es rojo? en ambos casos se debe a nuestra atmósfera.

Si estuvieran en la Luna, no observarían ningún color en el cielo, porque no hay atmósfera. Pero en la Tierra hay atmósfera que esparce (desvía o refracta) y refleja la luz sin cesar, conforme pasa a través de las diferentes capas, en su camino desde el Sol hasta la superficie.

Recuerden primero que la atmósfera esta formada por capas de aire y partículas que en ella flotan y que la densidad (número de moléculas y partículas) de estas capas disminuye conforme nos alejamos de la superficie terrestre.

Ahora, la luz visible (que es solo una porción del espectro de emisión energética del Sol) está compuesta por ondas de diferente longitud, desde las muy largas y de menor energía (rojo) hasta las muy cortas y de mayor energía (azul e índigo).

Conforme la luz pasa por la atmósfera, se comienza a difuminar al chocar con las partículas y moléculas presentes en la atmósfera, y las ondas que se desvían más son las de menor energía (las rojas), luego las amarillas, luego las verdes, mientras que las más energéticas (las azules) son las que tienen mayor chance de llegar hasta la superficie. En otras palabras, las ondas más largas son “mas fáciles” de desviar que las más cortas.

Durante el día la luz llega atravesando la menor cantidad de aire (nos llega casi perpendicular) y por eso es que vemos la luz azul que es la que menos se ha desviado.

Conforme el Sol se va poniendo al Oeste, la luz entra en forma cada vez más perpendicular (con más ángulo) y, por lo tanto, va a travesando más capas de aire, con lo que podemos ver cada vez más colores en el cielo porque logramos ver las longitudes de onda que se han desviado más. Primero verán índigo, luego morado, después verde, más tarde amarillos y naranjas (que se dan más o menos cuando el Sol se pone), hasta llegar a rojos, inclusive después de que el Sol ya se ha puesto, cuando la luz directa del Sol ya no nos llega, sino la luz muy refractada (quebrada) por la atmósfera en ángulos muy grandes.

Lo contrario sucede al amanecer: primero nos llega la luz muy refractada del sol que está bajo el horizonte Este y poco a poco se recorre el camino al revés (conforme los rayos del Sol nos llegan cada vez mas “enderezados”), pasando por colores naranja, amarillo, verde e índigo hasta llegar otra vez al azul del día.

La foto es precisamente del atardecer que acabo de ver esta pasada tarde de Domingo desde mi casa…

, , , , , , ,
feb 042007 Tagged with , , , , , , ,

El rayo verde del Sol

Estoy yo muy "soleado" últimamente con las noticias, en este caso se trata de un fenómeno que tiñe al Sol de color verde, como lo oyes. Es muy difícil de observar, yo mismo muchos días desde mi ventana lo intento, cámara en mano, pero todavía no he tenido la suerte del astrofotógrafo Danilo Pivato, que capturó
una serie de fotografías en donde consiguió demostrar que este efecto existe.

En APOD se puede ver la imagen en grande, en donde durante un momento en su ocultación, el Sol nos muestra un flashazo verde, que se ha documentado como fenómeno causado por la refracción solar en la atmósfera terrestre.

Nuestra atmósfera actúa como un gigante prisma y rompe la luz blanca del Sol en colores, doblando los colores rojos ligeramente, pero los azules y verdes en mayor medida cuánto el ángulo es mayor, que es lo que ocurre cuando, aparentemente desde nuestra posición, el Sol está ya casi escondido.

Con cielos muy claros, es posible ver este efecto durante un segundo, cuando el Sol está cerca del horizonte. Aquí lo vemos por encima del Monte Autore, a una altitud de 1850 metros en Italia.

El rayo verde es también una novela romántica de Julio Verne aparecida en el año 1882.

El argumento relata la difícil búsqueda de un fenómeno óptico, "El rayo verde", que puede verse en ciertas condiciones en el momento en que el sol desaparece en el horizonte del mar. La leyenda dice que dos personas que lo vean a la vez quedan automáticamente enamoradas la una de la otra. Es un momento mágico en que dos personas descubren el amor a la misma vez.

, , , , , , ,